Apertura

Estoy pergeñando ahora la que pienso podría ser la segunda parte de La sociedad y sus laberintos. Ya sé que nunca segundas partes fueron buenas, pero tampoco es algo que me preocupe en exceso; no busco la bondad de la obra ejecutada, sino el placer personal que me causa elegir un tema, ahondar en él, meditarlo, y tratar de hilvanar conclusiones o, al menos, ideas sobre su contenido. Y es una tarea que me resulta bastante fácil excepto en lo que se refiere a la elección del tema; me cuesta trabajo encontrarlos con la categoría de verdaderos laberintos y ando por todos sitios con una libretilla donde apuntar las ocurrencias que tengo, que siempre suelen surgir en sitios de lo más inesperados y variopintos.

Me agradaría que mis lectores, si llego a tenerlos, me sugirieran algunos. Ésta es una forma más de intentar contactar con vosotros, cosa que vengo buscando, pero que todavía no he conseguido; sería maravilloso que en torno a cualquiera de estos temas o de los que componen el libro ya publicado, pudiéramos llegar a constituir una tertulia digital. ¿Os animáis?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Apertura, Reflexiones y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s